martes, 20 de junio de 2017

Exposición de Cerámica Japonesa




En Mayo de 2015 mi hermana me arrastró a una exposición de cerámica japonesa en el Museo Nacional de Arte decorativo
Probablemente, en ese entonces no hubiera ido por mi cuenta. Ese mismo año también me llevó a la exposición de Gaby Herbstein  (arte digital) y Eugenio Cuttica (arte contemporáneo).

Me llevó varias exposiciones entender, que siempre buscaba más de lo mismo a la hora de elegir a que exposición ir. Que de esa forma nunca iba a ampliar mi mirada.
Esta fue una de las tantas exposiciones que me sirvieron para empezar a salir del molde.

En las fotos traté de capturar los colores, texturas y detalles de cada pieza, así como la variedad de formas.



La cerámica Hagi, según se dice, fue producida al principio por un ceramista naturalizado de origen coreano durante el período Momoyama (1575-1614). Floreció bajo el patrocinio del dominio feudal durante el período Edo (1615-1867) y su producción se centró en la fabricación de tazones y otras vasijas para la ceremonia del té. 
La cerámica Hagi ha sido trasmitida por varias generaciones hasta el presente a través de familias dedicadas a este arte, como Saka y Miwa. En un principio los ceramistas hicieron utensilios de té estilo dinastía Yi (coreana) y, utilizando la arcilla local, fabricaron cerámica con un esmaltado blanquecino opaco. 
En los años recientes algunos artistas se volcaron a experimentar con nuevas formas manteniendo el estilo básico de la cerámica Hagi. 

Algunos de los ceramistas son Yamato Tsutomu, Kaneta Masanao, Ichino Masahiko, Toyufuku Makoto, Yoshida Yukio, Hori Toshiro, Kawakami Tomoko, Shibata Mariko, entre otros.




 Algunas piezas requerían de más de una foto, para capturar la pieza en su totalidad, y la delicadeza de sus detalles, formas y esmaltes.














































































No hay comentarios :

Publicar un comentario